• 22 octubre, 2020

Policías Autoconvocados realizaron la marcha azul del silencio, luto y bronca

Sep 17, 2020

Policías Autoconvocados realizaron la “Marcha Azul” del silencio, luto y bronca, para manifestar el repudio a la política salarial del sector impuesta en forma unilateral por el Gobernador, y por la negación del diálogo democrático de las autoridades del Gobierno.

Solicitan la convocatoria urgente de la mesa técnica salarial del Escalafón Seguridad, con la participación de representantes del Frente de Policías Autoconvocados del Chaco (FREPACH) integrada por policías retirados y pensionadas, que revise y corrija la pauta salarial en una mesa de diálogo propositivo como corresponde.

Repudian la política de montos en negro que perjudicó tanto a los policías en actividad como a los retirados desde 2008 hasta el presente, que implica la vuelta atrás del proceso de blanqueo salarial que se venía ejecutando en los últimos tres años, toda vez que la pauta impuesta incluyó $ 5.000 como concepto no remunerativo ni bonificable, disfrazado ahora de suplemento por refrigerio.

Volvemos a tener cuatro sumas en negro, porque el nuevo monto impuesto se suma a otros $ 5.000 del bono por pandemia y a los $ 2.700 que se venía pagando en dos rubros hace varios años (recargo de servicio y complemento no remunerativo), totalizando la suma de $ 12.700 de pagos en negro, que representan el 33,4% del salario de bolsillo del Agente de Policía en actividad. Como dato de contraste en marzo de este año los montos en negro representaban solo el 11% del sueldo de bolsillo del cargo base. El retroceso es evidente.

Los montos en negro perjudican a los policías en actividad porque no se actualizan, producen un achatamiento salarial a nivel del salario de bolsillo, no se computan para el cálculo del S.A.C. ni para el haber de retiro, ni forman parte de la base de cálculo de otras bonificaciones (veintenal, bonificación especial, etc.) y del servicio de Policía Adicional, entre otros perjuicios.

Los montos en negro que perciben solo los activos equivalen a $ 12.700 menos en el haber de los retirados y las pensionadas, y causan un mayor perjuicio económico sobretodo a los pasivos que menos ganan, convirtiendo en letra muerta la movilidad salarial vigente por la Ley N° 800-H, además de desfinanciar al INSSSEP.

Se está discriminando negativamente dentro de la escala jerárquica del personal en actividad, desde el grado de Cabo a Comisario General, y se está discriminando negativamente al personal retirado respecto del personal en actividad.

Desde nuestra Organización con fines gremiales exigimos un salario justo, conforme a los derechos adquiridos de los trabajadores policiales y penitenciarios, totalmente en blanco, que respete la estructura salarial vigente asociada a la carrera policial, que se está destruyendo con una política salarial de negreo, regresiva y arbitraria.

Los policías no somos trabajadores en negro para que nos paguen en negro

Cr. Livio T. Fernández

Secretario General

Asociación Policías Autoconvocados Gran Resistencia – FREPACH